Primera misión naval humanitaria argentina.
(1936-1937)

Por la Licenciada Fabiola Serralunga | Estudios Históricos Navales - Armada Argentina

   

Desde principios de la Guerra Civil Española y hasta junio de 1937, fueron destacadas a la península ibérica dos unidades navales argentinas en misión humanitaria y diplomática.

El 22 de agosto de 1936 arribó al puerto de Alicante el crucero 25 de Mayo, mientras que el 5 de noviembre hizo lo propio el torpedero Tucumán.

La radicalización y extrema violencia del conflicto civil, y su repercusión en las relaciones de España con otras naciones, obligaron a sucesivos cambios de planes y tiempos de ejecución de las instrucciones dadas a los comandantes de ambas embarcaciones.

Destinados a la protección y asilo de residentes argentinos, extendieron su amparo a cualquier persona que solicitara refugio, haciendo caso omiso a ideologías, credos, nacionalidades, status social o abolengo.

Puestos a las órdenes de embajadasy consulados argentinos, su apoyo excedió la tarea de embarque y transbordo de refugiados. Su presencia dio las garantías suficientes y necesarias para flexibilizar y asegurar las negociaciones diplomáticas. Asimismo, se les sumaron otras actividades como la colaboración en el abastecimiento de víveres no sólo de la legación diplomática argentina sino también del mismo gobierno republicano, y de otras embajadas y consulados.

Se constituyeron en medio de comunicación entre los representantes y gobierno de su país. La envergadura de su misión y la responsabilidad con que fue llevada a cabo se aprecia tanto en las 1940 vidas humanas puestas a seguro, como en los medios utilizados por sus comandantes y tripulaciones para concretar el salvataje.

Hacia la Guerra Civil Española

Entre el 17 y 18 de julio de 1936, un sector del ejército español fracasó en su intento de golpe de estado contra la Segunda República Española, dando inicio a tres años de guerra civil que enfrentó al bando republicano contra el bando nacional(1).

Desde febrero de 1936, el Frente Popular había accedido al poder mediante legítimas elecciones. Era una coalición de partidos marxistas, republicanos y anarquistas, apoyado por el movimiento obrero, los sindicatos y los demócratas constitucionales. Tras el golpe de estado, constituyeron el denominado bando republicano.

El bando nacional correspondió a los sublevados. Se organizó en torno a una parte del alto mando militar y fue seguido por los partidos Falange Española (anticomunistas y anticapitalistas declarados) y Confederación Española de Derechas
Autónomas (siendo la CEDA una alianza de partidos políticos católicos, lógicamente opuestos al anticlericalismo del Frente Popular). Asimismo, concentró el apoyo de aquellos sectores que, tras la victoria en las urnas del Frente Popular, vieron peligrar su posición social y bienes o temieron un estallido violento del proletariado (aristócratas, terratenientes, burgueses y labradores propietarios).

 


Niños refugiados en la cubierta del torpedero Tucumán durante su misión humanitaria en aguas españolas.

En principio, la mayoría de los habitantes de la península –tanto españoles como extranjeros– presumieron un pronto desenlace del enfrentamiento. Por el contrario, ninguno de los dos bandos cedió ni pudo imponerse. El conflicto demoró su definición hasta el 1° de abril de 1939. La violencia desatada fue de tal magnitud que, en pocos días, muchas personas empezaron a concurrir a las embajadas y consulados en busca de protección.

Por caso, el embajador argentino Daniel García Mansilla fue el primer representante extranjero en recibir asilados españoles en su domicilio; hecho que lo colocó en situación de riesgo.

El estado de inseguridad e incertidumbre de los connacionales residentes en territorio español, de García Mansilla y su personal, y de los primeros refugiados españoles, indujeron al gobierno argentino a destacar el crucero 25 de Mayo al puerto de Guetaria situado sobre el Mar Cantábrico (Vizcaya, norte de España).

Con ello dio inicio la primera misión humanitaria y diplomática de la Armada Argentina, la que vio su fin en junio de 1937.

     
  BIBLIOGRAFIA CONSULTADA  
Página 1 2 3 4 5 6